"Desmontando Polònia" Un especial para celebrar el décimo aniversario

Una década de “Polònia” reúne a los principales líderes políticos catalanes. 

Por ello, para celebrar la efeméride, el programa ha realizado un documental especial bajo el título "Desmontando Polònia", en el que han participado personalmente los principales líderes políticos catalanes y alguno estatal, como el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias.

En un contexto de debate soberanista rebosante de días históricos, tensiones parlamentarias y lucha en el ring partidista, la clase política catalana y sus máximos líderes se han reído de sí mismos sin temor al ridículo, con motivo del décimo aniversario del programa de televisión satírico "Polònia".

Desde hace una década, este programa de la televisión autonómica TV3 destripa semanalmente la actualidad política catalana y española a través de los "gags" y las imitaciones de los principales políticos o personajes famosos, siempre en un tono de humor que ya se plasma en el propio título, que alude al adjetivo de "polacos" con el que a veces se ha tratado de descalificar a los catalanes.

En los "gags" de este programa especial, que se emitirá este jueves, participan dirigentes como el presidente catalán, Carles Puigdemont, el expresident Artur Mas, el republicano Oriol Junqueras o la alcaldesa Ada Colau, además de los líderes de los partidos catalanes, que han compartido pantalla con sus "dobles" televisivo.

 

Para el "preestreno" de ese programa especial, Polònia ha reunido a todos ellos en la Antigua Fabrica de Estrella Damm en Barcelona, con una alfombra 

roja por la que han desfilado Puigdemont, Mas, los consellers Toni Comín, Raül Romeva y Neus Munté, además de Inés Arrimadas (C's), Miquel Iceta (PSC), Xavier García Albiol (PP), Anna Gabriel (CUP), Xavier Domènech (En Comú Podem) o Gerardo Pisarello (Barcelona en Comú), entre muchos otros dirigentes.

"Mas que polonizar la política, la habéis polinizado, habéis fecundado a la sociedad de un conocimiento de los políticos de una forma que una sociedad democrática puede agradecer profundamente", ha destacado Puigdemont en un discurso en el que ha bromeado sobre la caricatura de pastelero con la que siempre le caracterizan, en alusión al negocio al que tradicionalmente se dedicó su familia.

"Quiero agradecer a toda la clase política, a la que llevamos diez años ridiculizando en una televisión pública. A veces es fácil caer en simplificaciones, pero agradecemos el respeto con lo que la clase política nos ha permitido trabajar en estos diez años", ha admitido el director del programa, Toni Soler.

 

En ese programa puede verse a Arrimadas imitando a Ángel Acebes o Josep Pedrerol; Colau denunciado el "escrache" que sufre de su imitadora; Anna Gabriel luchando por los derechos laborales de su "doble"; el expresident Montilla descubriendo quién es su hermano gemelo perdido; Albiol haciendo horas extras como trabajador del programa; o Iceta "pactando" su baile de campaña con los guionistas.

O Iglesias pasando examen a la coleta del "falso" Pablo, que le hace llegar "chistes sobre Errejón", o Mas con la sintonía del móvil con uno de los "gags" musicales más populares del programa.

"Yo me lo paso muy bien, siempre lo veo. En el fondo, todos los políticos cuando salimos al atril tenemos que convertirnos en actores", ha dicho  García Albiol, mientras Pisarello ha admitido la "terapia" que supone para los políticos verse caricaturizados.


Forcadell ha reconocido lo "saludable de la sátira política", mientras que Arrimadas admitía que, aunque le cuesta reconocerse, demuestra la "salud democrática" de una sociedad, mientras Iceta ha lamentado que últimamente baila menos en la vida real que en el Polònia.

Y, finalmente, un programa que ha servido para, por una tarde, unir a todos los políticos catalanes por encima de sus diferencias.

Redacción Primacía
Fotografia Gonzalo Mirón - Sonia Figuerola